Bienvenido a EPTI

Aprender inglés es parte de casi todos los programas académicos de los colegios en Guatemala, desde la primaria hasta la secundaria. Esto se ha convertido en una necesidad, reflejada en la incorporación de dicho idioma a la mayoría de los programas académicos. Además, dominar este idioma es requisito que se debe comprobar en la mayoría de las universidades de nuestro país para poder obtener el grado académico de licenciatura. El beneficio de dominar los idiomas inglés y español es en nuestro país una herramienta rentable y que puede combinarse con cualquier profesión universitaria.

Diplomados y Cursos

Traducción

Interpretación

Legal, literario, etc.

torres pradera

    Becas y Distinciones

    «T» de Oro

    La idea de otorgar un premio al mejor traductor de la promoción está inspirada en la «T» de Telva, los premios «T» que entrega año con año la revista española Telva en distintas categorías. Esta revista de modas fue fundada por Covadonga O'Shea, una periodista española que, aunque en todo a la vanguardia, mantiene unos principios sólidos en los campos de la ética y la moral y los combina con el difícil mundo de la moda. El estudiante, que hasta la fecha han sido sólo mujeres, que obtiene una «T» de Oro irá a la vanguardia en nuestro campo sin descuidar el perfil de EPTI, así como lo hace en su profesión una mujer como Covadonga O'Shea. Se entrega en la graduación al mejor traductor del año.

    «I» Ann Bennatton

    En noviembre de 2006 decidimos instituir la Medalla «Anne Benatton» para premiar al alumno del Diplomado en Interpretación más destacado del año. Ann Bennaton, Yolanda Mata y Armando Díaz Espat fueron intérpretes reconocidos como pioneros de la profesión en Guatemala y abrieron brecha y llevaron en alto la bandera de nuestro país. EPTI quiere rendirle homenaje a estos destacados intérpretes con esta medalla, para que las futuras generaciones de intérpretes sepan quiénes hicieron el camino y lo sigan con las mismas reglas éticas y profesionales que hasta hoy ellos han seguido.

    Beca EPTI

    Instituida en honor a Sylvia Illescas de Mittelsteadt, alumna de la promoción de 2003. Se otorga a estudiantes destacados que además demuestran ser solidarios, humildes y generosos de acuerdo a la persona a cuyo nombre se instituyó la beca, como una forma de honrar su nombre.

    Historia

    En enero de 1983 nació el curso para preparar a las personas que deseaban tomar el examen previo a optar al título de Traductor Jurado con un programa que diseñé a partir de la ley, la cual aún está vigente.

    El interés por la traducción creció. El programa inicial se transformó en un Diplomado de dos años. Para crecer en todo sentido, invité a Anita Arroyo de Gámez, quien ya había tomado el curso y era una de mis mejores exalumnas.

    El Diplomado se convirtió en una carrera corta con el diseño curricular de un técnico universitario. A partir de entonces, hemos invitado a unirse a nuestro equipo de docentes a las exalumnas que por su capacidad, preparación y cualidades humanas nos han acompañado ya por muchos años.

    El 19 de diciembre de 1999 nos trasladamos a Torre Pradera y nació con nombre y apellido la Escuela Profesional de Traducción e Interpretación

    Hoy  contamos con un grupo selecto de profesionales que imparten las distintas clases del Diplomado en Traducción e Interpretación. A lo largo de estos 30 años han tomado el curso más de 1000 personas y desde hace algunos años hemos graduado traductores e intérpretes. En su mayoría, nuestros alumnos son personas con carrera universitaria o la están estudiando, y combinan las destrezas de la traducción y la interpretación con sus conocimientos, lo que redunda en un gran beneficio y abre más puertas a las salidas profesionales a las que pueden optar.

    Lucrecia Mena de Goicolea
    Fundadora